Buscar

24 marzo 2013

Construcciones de los egipcios: ¿Y si hacemos una pirámide?

El Arte ocupa una papel muy importante en Egipto. Qué sería de este país si no se hubieran conservado algunas de las pinturas que se pueden observar en ciertas tumbas y templos, sin esas esculturas, sin las joyas, sin sus monumentos,... Seguramente perdería su magia.


Entre actividad y actividad, los niños acceden a nuestro rincón de Egipto. Son incansables, les gusta ver una y otra vez todo lo que hay allí en busca de algo nuevo por descubrir. De esta manera observamos algunos de los murales que pintaban y descubrimos las características con las que representaban a la figura humana. También comprobamos que les encantaban el oro y las joyas, además de ser muy coquetos, pues se han encontrado numeros objetos destinados al maquillaje.

Pero también trabajaron con la piedra. 

 

Con ellas hicieron monumentos como templos, obeliscos, pirámides y por supuesto... la gran esfinge, la vigía y protectora de las pirámides de Guiza. 

 

Nosotros en clase construimos pequeñas pirámides. Primero las pintamos, luego las recortamos y doblamos con mucho cuidado y ayuda, para finalmente pegarlas poco a poco.


 

 

Además, con el ordenador pudimos pasearnos por Guiza a través de la web Giza 3D, la cual os recomiendo que visitéis.

La idea de hacer una pirámide no paraba de rondarme la cabeza, pero... ¿cómo? Beatriz, la mamá de Iván nos dio la solución. Me propuso traer a clase cajas vacías de zapatos de su trabajo con las que a modo de bloques construir la pirámide. Sonaba genial, ¿cómo negarme? Me encantó su iniciativa y nos pusimos manos a la obra.


Primero las clasificamos según el tamaño y color. Finalmente decidimos agruparlas según su tamaño para que nos fuera más fácil su selección a la hora de construir la pirámide. 

Los primeros intentos los hicieron l@s niñ@s con total libertad. Fueron varios los grupos que probaron, pero por mucho que se esforzaban, el resultado no nos satisfacía.



Decidí entonces echarles una mano, comencé a armarla y luego les dejé a ell@s... Al final ¡lo conseguimos!, gracias a la colaboración de tod@s. Al día siguiente, para darle más estabilidad fuimos pegando con cola unas cajas con otras.

 


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Si te ha gustado esta entrada, no te vayas sin escribirnos algo.